Cambiar a una  cocina saludable puede parecer difícil al principio. Aquí te mostramos algunos utensilios que podrán ayudarte en el proceso.

 

EXTRACTOR LENTO

 

El resultado es parecido al de una licuadora clásica, sin embargo en contenido nutricional y de calidad es muy superior, ya que al no poseer ninguna pieza que gire a gran velocidad, las frutas y verduras no se calentarán, lo que evitará la oxidación de los nutrientes. El sabor es más puro ya que se trata de una extracción por presión en frío, todo por procedimientos mecánicos. La velocidad de extracción suele rondar entre las 40 y 160 rpm, consiguiendo extraer vitaminas y enzimas intactas y desechando la pulpa seca por otro lado.

 En resumen consigues un zumo más enérgico. Para mi este un aparato esencial en una cocina bioalcalina, ya que nos ayuda muchísimo a la hora de introducir la máxima cantidad de clorofila en el organismo, al conseguir separarla de la fibra, que por otro lado también es muy beneficiosa.

 Existen dos tipos de extractores los de un único engranaje, que poseen un único tornillo dentado, que va girando sobre un eje, triturando los alimentos, es algo similar a la masticación. Y los más pros, el que yo acabé comprando después de probar con muchos otros, los de doble engranaje, que poseen dos tornillos, con el que consigues extraer el jugo casi de cualquier alimento, hierbas, hojas, o verduras. Comparten las mismas ventajas que los de un solo engranaje pero con el añadido que el jugo es aún más concentrado, ya que se consigue ejercer más presión y atrapar menos aire en el jugo. Y además son los más rápidos y fáciles de limpiar. Eso si también son los más caros.

DESHIDRATADOR

La deshidratación es una de las mejores técnicas para conservar los alimentos, realizado desde el Neolítico y que se realizaba secando los alimentos al Sol. Si quieres hacer a tus hijos unos deliciosos chips saludables de verduras, no dudes en plantar en tu cocina un buen deshidratador. Y recuerda que a más de 42º ya empezamos a desnaturalizar proteínas como enzimas, con lo que el mejor método para deshidratar es el sol, seguido de un deshidratador a no más de 42º C, de temperatura.

ESPIRALIZADOR O MANDOLINA

Estos utensilios son muy prácticos para sacar tiras y presentar las verduras en originales formas de fideos, espaguetis, tiras de distinta anchura. Por ejemplo a mi me encanta hacerme una pasta de calabacín y considero que es una forma divertida de comer las verduras para los más pequeños.

 

Ir a nuestro BLOG

A %d blogueros les gusta esto: