¿Cuál es la causa principal de la inflamación crónica?

 

El stress, toxinas ambientales y cuanto ejercicio haces pueden afectar la respuesta de tu cuerpo a la inflamación. Pero, de acuerdo a una investigación  hecha por la Fundación para la Medicina Integrada en Nueva York, la dieta también juega un rol importante. Eso significa que muchos alimentos pueden crear o combatir la inflamación crónica.

 

Infusiones que combaten la inflamación.

 

En lugar de confiar en medicamentos para tratar la inflamación crónica, intenta con algunos de estos remedios totalmente naturales. Aquí están seis tés que pueden ayudarte a deshacerte de la inflamación:

 

Té verde.

 

Los tés verdes, negro y blanco están cargados de polifenoles, compuestos derivados de plantas que estimulan el sistema inmune . Pero, de acuerdo al Centro Médico de la Universidad de Maryland, el té verde contiene la concentración más alta de antioxidantes llamados polifenoles, ya que está hecho de hojas no fermentadas.

El té verde puede ayudar con algunas condiciones inflamatorias como la enfermedad de Crohn, colitis ulcerativa, y enfermedad del colon irritable.

Té de jengibre.

Prueba té de jengibre para reducir la inflamación crónica y para aliviar el intestino al mismo tiempo. El jengibre en conocido por sus propiedades anti-oxidantes y anti-inflamatorias y su habilidad para aliviar el malestar gastrointestinal al relajar el tracto intestinal. De acuerdo a una investigación del Centro Nacional de Biotecnología: el jengibre muestra efectos potentes anti-inflamatorios y analgésicos que reducen la inflamación, hinchazón y dolor asociado con la osteoartritis y reumatismo. Una investigación publicada en la Biblioteca Nacional de Medicina en los Estados Unidos también sugiere que el jengibre tiene propiedades anticancerosas por su habilidad de frenar la vida o muerte de una célula.

Té de cúrcuma.

 La cúrcuma  combate la inflamación crónica. La curcumina, el componente activo principal que le da a la cúrcuma su color dorado, es la responsable de la mayoría de los beneficios anti-inflamatorios.

La cúrcuma contiene más de dos docenas de componentes anti-inflamatorios incluyendo seis diferentes inhibidores de dolor e hinchazón . Una excelente manera de aprovechar los beneficios anti-inflamatorios de la cúrcuma es a través de un té.

Detén la inflamación crónica desde su inicio.

La inflamación es la raíz de la mayoría de las enfermedades crónicas. Afortunadamente, en la mayoría de los casos, se pueden tratar con un pequeño ajuste en la dieta y en el estilo de vida. Para poder combatir la inflamación de forma definitiva, siéntete libre de complacerte con un té como medida preventiva . ¡Disfruta!

Ir a nuestro BLOG

A %d blogueros les gusta esto: