fbpx

En este artículo vamos a repasar algunos de los nutrientes más indicados para prevenir los problemas de próstata, pero antes me gustaría mencionar la necesidad de reducir los azúcares y carbohidratos refinados de la dieta, ya que el consumo de estos alimentos da lugar a una constante producción de insulina que puede llevar a la hiperplasia benigna de próstata y al cáncer prostático, además de a diabetes y otras patologías. Las células de la próstata tienen receptores para el factor de crecimiento insulínico (IGF-1) y ello facilita su actividad mitogénica pudiendo dar lugar tanto a hiperplasia benigna de próstata como al cáncer de próstata (1).

Un equipo de la Duke University Medical Center en USA dirigido publico en 2015 en BMC Medicine un artículo en el que se concluyó que hay evidencias epidemiológicas, y clínicas de que el aumento de casos de cáncer de próstata parece deberse a la actual dieta de los países industrializados destacando que consumir pocos azúcares y carbohidratos refinados e incrementar la ingesta de verduras, frutas y grasas omega-3 reduce el riesgo de padecer cáncer de próstata (2).

Una vez hecha esta introducción, pasamos a enumerar algunos remedios que se han mostrado muy eficaces para la próstata:

 

  • Licopeno 

    pigmento de la familia de los carotenoides que da lugar a muchas frutas, entre ellas el tomate, que en su forma deshidratada es como mayor concentración presenta (2). Además se ha demostrado que su acción se potencia cuando se consume junto a té verde (3). Un grupo de investigadores de la Wuhan University de China realizó un metaanálisis publicado en Medicine (Baltimore) sobre 26 estudios en los que participaron más de medio millón de  personas de las unas 17 mil contrajeron cáncer de próstata. Según los autores el riesgo de cáncer se reduce ingiriendo al menos entre 9 y 21 miligramos diarios, lo que equivale a medio kilo de tomate o 100 gramos de salsa de tomate al día.

  • Semillas de calabaza

    La calabaza es originaria de América y es muy conocida por sus propiedades antiparasitarias intestinales. Pero el los últimos años  también se han descubierto sus beneficios para la salud de la próstata actuando no solo como preventivo sino para aliviar los síntomas (5).

La acción antiinflamatoria prostática es debida a la cucurbitina, una molécula que interviene en la dihidrotestosterona.

Las semillas de calabaza son conocidas como un alimento natural para la salud del hombre de relevancia. Parte de esto se debe a su alto contenido de zinc, que es importante para la salud de la próstata  y también porque los extractos y aceites de semillas de calabaza pueden jugar un papel en el tratamiento de la hiperplasia prostática benigna (HPB, o agrandamiento de la próstata). Parece que tanto las semillas de calabaza como el aceite de semilla de calabaza utilizadas en combinación con la palma enana americana, el saw palmetto o sabal, puede ser particularmente benéfica para apoyar la salud de la próstata.

  • El sabal

    pertenece a la familia de las palmeras Arecaceae y es del género Sabaleae. Sabal es un árbol con propiedades para la hiperplasia benigna de próstata. Su mecanismo de acción es actuando en la cantidad de testosterona que produce el cuerpo, inhibiendo el funcionamiento de la dihidrotestosterona, un andrógeno, habiendo demostrado que tras 12 meses de tratamiento resulta un tratamiento eficaz para la hiperplasia de próstata (6). Existen muchos preparados de fitoterapia que contienen entre sus ingredientes el sabal. También suele aparecer el nopal o opuntia en estas formulaciones por su acción beneficiosa para la vejiga y próstata.

  • Granada

    . Mi fruta favorita, no podía faltar. Según muestran numerosos estudios, el zumo de granada tiene efectos antiinflamatorios, antiproliferativos y apoptóticos sobre las células cancerosas de próstata, debido a compuestos como el ácido elágico, el omega 5 y los polifenoles, siendo más antioxidante que el té verde o el vino tinto. En Journal of Urology se publicó un estudio en el que se siguió la progresión de 48 hombres durante 6 años que se habían sometido a tratamientos convencionales contra el cáncer después de una cirugía. A cada participante se les dio 8 onzas de zumo de granada a tomar diariamente durante varios años y los resultados fueron muy satisfactorios con respeto a los pacientes que no consumieron el zumo, presentarndo en los análisis una reducción en la progresión del cáncer de próstata muy pronunciada (7).

  • Epilobio. 

    Se le llama la planta de los hombres, también conocida como la hierba de San Antonio, adelfilla de flor pequeña, adelfilla parca, o epilobio de flor de nombre científico: “Epilobium parviflorum”.Su propiedades principales son las afecciones de la próstata, pero también resulta eficaz en trastornos de la vejiga y el riñón. Por otro lado presenta acción anti tumoral, antiinfecciosa, mejora las defensas y presenta propiedades antioxidante por su contentido en ácido elágico (8),  entre otros antioxidantes. Presenta mucílagos y pectinas, por lo que puede ayudar en patologías de colon. Es muy eficaz en problemas de próstata ayudando a reducir la inflamación por su contenido en miricetin 3-0-beta-D-glucuronido, consiguiendo reducir el antígeno prostático específico (PSA).

Ir a nuestro BLOG

A %d blogueros les gusta esto: